Alberto Fernández aboga por una vacuna contra la injusticia social

Buenos Aires, 22 sep (Prensa Latina) En un discurso en el cual abogó por un multilateralismo basado en la solidaridad, el presidente argentino, Alberto Fernández, llamó hoy ante la asamblea de la ONU a construir una vacuna contra la injusticia social.

 

En su primer discurso en la 75 Asamblea General de Naciones Unidas desde que asumió el gobierno en diciembre último, el mandatario se pronunció por el diálogo y la cooperación entre naciones como único camino para superar los estragos que deja la pandemia como la pobreza, el hambre y la desigualdad.

Durante su exposición de unos 15 minutos, Fernández denunció ‘el endeudamiento externo tóxico e irresponsable de los países con fines especulativos’, agradeció el apoyo de la comunidad internacional en la renegociación de la deuda y se refirió a las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional.

Hoy vivimos una crisis sanitaria de dimensiones planetarias que nos invita a un nuevo comienzo, sostuvo en su alocución, en la cual invitó entre todos poner al mundo del pie. Para ello, dijo, se requiere de la importancia del equilibrio, restablecer las prioridades del sistema multilateral, empezando por los últimos para llegar a todos.

Tras bregar por aunar fuerzas ‘para ser arquitectos de una nueva casa común’, el Jefe de Estado insistió en la necesidad de ser capaces de soñar y construir respiradores no artificiales para la pospandemia.

Así como se unen esfuerzos en todo el planeta para descubrir una vacuna, ‘tenemos que soñar construir una vacuna contra la injusticia social, la depredación ambiental y la discriminación en todas sus formas’, sostuvo al significar que de la pandemia al igual que de la pobreza nadie se salva solo.

El mandatario apostó porque la vacuna que se produzca contra la Covid-19 sea un bien público global, accesible a todas las naciones de una manera equitativa, subrayó que el verdadero progreso se construye con todos adentro y defendió una ONU 4.0, con sus valores fundacionales intactos.

Por otro lado, reafirmó los legítimos e imprescriptibles derechos de soberanía de Argentina sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur, Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes, ocupados ilegalmente por el Reino Unido hace 187 años, al señalar que ese país persiste en su actitud de desoír el llamado a reanudar las negociaciones.

En otro momento alertó sobre los efectos de la pospandemia que puede exacerbar la grave crisis de refugiados y desplazados que afronta el planeta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.