Lakers buscan coronarse hoy ante el Heat

LD. Los planes para la ceremonia de entrega del trofeo se están definiendo. Las cajas con distintas pertenencias que ya no se requerirán en la “burbuja” se están enviando fuera de ésta, ante la inminente conclusión de la campaña.

Las habitaciones de hotel dejarán pronto de albergar a los astros del baloncesto, y serán ocupadas en algún momento por huéspedes cuya intención será visitar el parque de diversiones de Disney.

Y para LeBron James y los Lakers de Los Ángeles el escenario parece listo.

La final de la NBA —en la temporada más larga en la historia de la liga, debido a la pandemia y al parón de cuatro meses y medio— podría concluir este viernes. James y los Lakers llegan al quinto partido con una ventaja de 3-1 en la serie frente al Heat de Miami.

El Heat simplemente está buscando la forma de alargar el enfrentamiento hasta un sexto duelo que podría disputarse el domingo, mientras que James quiere ya su cuarto anillo, además del respeto de los fanáticos de Los Ángeles.

“Lo que he aprendido siendo un Laker, es que a los seguidores fieles del equipo no les importa lo que has hecho antes”, dijo James. “No les importa tu currículum antes de convertirte en un Laker. Lo tienes que lograr como Laker y entonces te van a respetar”.

James tiene una foja de 3-0 en oportunidades de finiquitar una serie final y la mayoría de las veces que un equipo tiene ventaja de 3-1 conquista el cetro. La excepción fue en el 2016 cuando James lideró a Cleveland a dar la vuelta tras estar abajo 3-1 en la serie ante Golden State.

El Heat lo sabe y al parecer no le molesta este antecedente no tan lejano.

“Nuestros chicos son los que están ahí afuera con polvo, sangre, sudor y las lágrimas”, dijo el coach del Heat Erik Spoelstra. “Nuestros chicos son los que están ahí —otros 28 equipos no están ahí afuera. Todos los demás están básicamente en sus sillones cómodos especulando sobre esto. Nuestros chicos son los que están afuera en la cancha y ahí es donde deben estar”.

Parte del comentario de Spoelstra citó el famoso mensaje del presidente Theodore Roosevelt de 1910, llamado “Citizenship in a Republic” y que con el tiempo cambió su nombre a “The Man in the Arena”. También es uno de los favoritos de James, que incluso repitió al inicio de la final.

Habrá una ceremonia de premiación cuando termine la serie. Incluso se podría permitir que un grupo de dueños del equipo ganador esté en la cancha —han estado fuera de la burbuja todo este tiempo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.