Perú: Presidente evita destitución, pero sigue en cuidados intensivos

Por Manuel Robles Sosa

Lima, 19 sep (Prensa Latina) Si bien el jefe de Estado peruano, Martín Vizcarra, parecía satisfecho tras descartar el Parlamento su destitución, nadie duda que salió muy debilitado y más que victoria, el resultado parece darle solo un respiro.

 

‘Los grandes desafíos del Perú nos exigen actuar con sensatez y responsabilidad. Sigamos trabajando todos unidos por lo que realmente importa a los peruanos’, escribió en Twitter el mandatario tras el desenlace, alentando una buena relación con el heterogéneo, disperso y a veces errático Congreso.

Sin embargo, el mismo 18 de septiembre, en un receso de la crucial sesión parlamentaria, Ricardo Burga, uno de los impulsores de la vacancia, declaró que ‘hoy comienza el inicio del fin del gobierno de Martín Vizcarra’.

El también vocero de la bancada de Acción Popular, primera minoría del Parlamento, añadió que es posible que ‘este sea el primer round’ del retiro del mandatario, motivado por los errores del propio gobernante, como ocurrió con el expresidente Pedro Pablo Kuczynski.

Kuczynski evitó el primer intento de destituirlo por posibles antecedentes de corrupción y poco después tuvo que renunciar en marzo de 2018 por verse envuelto en un escándalo político, siendo reemplazado por Vizcarra.

La contundente mayoría de 78 votos en contra y 15 abstenciones, frente a solo 32 a favor de su salida del gobierno, resulta engañosa vista fuera de contexto, porque todos los votos contra la vacancia presidencial argumentaron razones políticas y jurídicas, sin proclamar la inocencia del mandatario.

Quienes se opusieron a la medida pidieron que sea investigado por posible entorpecimiento a la justicia y tráfico de influencias en el escándalo de la contratación irregular de un cantante como consultor del Ministerio de Justicia, y que de ser el caso, sea juzgado tras culminar su administración.

Asimismo, los que promovían su vacancia y desistieron, invocaron la necesidad de mantener la estabilidad política y no afectar la lucha contra la Covid-19, la recuperación económica y el proceso electoral en marcha, en medio de duros ataques en los que acusaron a Vizcarra de ‘incapacidad moral permanente’.

El legislador populista Daniel Urresti, a su vez, señaló que Vizcarra habitará en el Palacio de Gobierno hasta el fin de su mandato, ‘pero será un muerto viviente’.

Un parlamentario derechista lo calificó como ‘pato rengo’, como se apoda a los gobernantes debilitados y casi sin poder, y otro de línea similar sostuvo que no debe estar ni un minuto más en el cargo.

Desde el progresista Frente Amplio (FA), la legisladora Mirtha Vásquez dijo que el presidente puso a su agrupación en un complejo dilema, porque las grabaciones de audio que gatillaron la moción de vacancia revelaron lo que llamó indicios de delitos o actitudes reñidas con la moral.

Sin embargo, la destitución era motivada por ambiciones políticas y violaba el debido proceso, por lo que el FA negó su apoyo a la moción y planteó que Vizcarra sea investigado por el Ministerio Público y después destituido, añadió.

El primer ministro, Walter Martos, alentó la recomposición de las relaciones con el Legislativo y reveló que antes de la sesión se reunió con líderes de tres bancadas parlamentarias que finalmente actuaron ‘pensando en los intereses del país y no en los de sus partidos’, lo que genera especulaciones sobre posibles acuerdos.

A lo dicho por Burga, el semanario ‘Hildebrandt en sus 13’ advirtió que continuarán los intentos de defenestrar al gobernante.

La publicación reveló hace varias semanas que Acción Popular preparaba la vacancia de Vizcarra para que su dirigente y titular del Parlamento, segundo en la jerarquía del Estado, asuma la Presidencia.

Pero esto, solo podría evitarlo un fallo del Tribunal Constitucional ante la demanda gubernamental de que precise los casos en los que el Parlamento puede destituir a un Presidente por ‘incapacidad moral permanente’, evitando que la facultad se use en forma arbitraria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.