Vacuna contra la Covid-19, dosis de ciencia y humanidad

Por Rosmerys Bernal Piña. La Habana, 20 nov (Prensa Latina) La carrera internacional por lograr una vacuna efectiva contra la Covid-19 parece acelerarse en los últimos días, con aspiraciones de científicos, empresarios y hasta gobernantes de ser primero en presentar la tan anhelada cura para esa enfermedad.

Más de 200 candidatos vacunales se desarrollan a nivel global, de los cuales 47 se han puesto a prueba en seres humanos y 10 avanzan en la fase final de los ensayos clínicos.

Por ejemplo, destaca el candidato a vacuna de la Universidad de Oxford y la farmacéutica anglo-sueca AstraZeneca, el cual se prueba actualmente en unas 60 mil personas en Estados Unidos, Chile, Perú y Reino Unido.

Un estudio publicado la víspera en la revista The Lancet asegura que este candidato, cuyo nombre científico es ChAdOx1 nCov-2019, genera una respuesta inmune fuerte en personas de más de 65 años.

De acuerdo con la publicación especializada en temas médicos y de ciencia, los ensayos clínicos de la fase uno y dos confirmaron que el candidato vacunal es tolerado mejor por los adultos mayores.

Por su parte, las farmacéuticas Pfizer y BioNTech, de Estados Unidos y Alemania respectivamente, anunciaron que sus vacunas experimentales han concluido la fase tres de ensayos clínicos con una eficacia del 95 por ciento.

Asimismo, el inyectable de la farmacéutica Moderna, también de Estados Unidos, avanza en la fase tres de sus ensayos con una eficacia del 94,5 por ciento, según un análisis realizado por la propia compañía.

El país norteño desarrolla otros candidatos entre los que se encuentran los de las empresas Novavax y Johnson & Johnson.

En China, la empresa de biotecnología Sinovac y el laboratorio Sinopharm también destacan en la lista.

Sinopharm, por ejemplo, administra su preparado a cerca de un millón de personas en el país asiático y al mismo tiempo desarrolla los últimos ensayos clínicos con 60 mil ciudadanos de Emiratos Árabes Unidos, Egipto, Argentina, Perú, Bahréin y Marruecos, entre otros Estados.

De igual forma, la empresa india Bharat Biotech comenzó este mes a reclutar cerca de 26 mil personas para los ensayos clínicos de su vacuna experimental Covaxin.

Rusia, por su parte, prevé llegar en diciembre próximo a una producción de un millón de dosis de Sputnik V.

En América Latina y el Caribe, Cuba fue el primer país de la región y el número 30 a nivel mundial en recibir la autorización para comenzar los ensayos clínicos de un candidato vacunal contra la Covid-19 llamado Soberana 01, que el 24 de agosto de este año comenzó la primera etapa de los ensayos clínicos.

A inicios de este mes, la Organización Mundial de la Salud (OMS) incluyó un segundo candidato de vacuna cubana (Soberana 02) en el sitio oficial de proyectos en fases de ensayos clínicos contra la enfermedad.

Ambos, desarrollados por el Instituto Finlay de Vacunas se encuentran en la lista de los 47 candidatos registrados a nivel mundial y transitan de manera positiva en los ensayos clínicos en humanos.

De manera paralela, la comunidad científica cubana trabaja en otros dos proyectos contra la pandemia, desarrollados por el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB).

El primero de estos, bautizado como Mambisa (CIGB 669), se aplicará por vía nasal; mientras el último, denominado Abdala (CIGB 66), se administrará de forma intra-muscular.

Las noticias son alentadoras y esperamos buenos resultados finales, pues las futuras vacunas deben ser seguras, eficaces, asequibles y disponibles para todos los que las necesiten, ha reiterado la OMS.

En este contexto, el director general de ese organismo sanitario, Tedros Adhanom Ghebreyesus, insiste en que el rápido avance de vacunas antiCovid-19 debe traducirse en asegurar su beneficio para todas las naciones

La posibilidad de acceso a inmunización de unos pocos frente a otros o un abastecimiento insuficiente de vacunas es motivo de preocupación entre los altos ejecutivos de esa y otras organizaciones internacionales; así como de algunos gobiernos y población en general.

Especialistas de la OMS sostienen que el logro de una vacuna frente a la Covid-19 significa un paso más en el avance de la ciencia para la salud y el bienestar del hombre, pero debe ir acompañado de una gran dosis de humanidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.