Voluntarios de las fases 1 y 2 de la vacuna Sputnik V no contrajeron COVID-19

MOSCÚ (Sputnik) — Ninguno de los voluntarios que participaron en las fases 1 y 2 de los estudios clínicos de la vacuna anti-COVID Sputnik V, desarrollada por el Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya, se enfermó, informó el Instituto de Trasplantes y Biotecnologías, una de las entidades que organizaron los ensayos.

«Ha pasado medio año desde el momento en que se llevaron a cabo las pruebas (…) seguimos constantemente el estado de salud de los voluntarios y ninguno de ellos contrajo la enfermedad», dijo Vadim Tarásov, director del organismo.

Los ensayos de la vacuna de Gamaleya comenzaron el 18 de junio en la sede de la Universidad de Medicina Iván Sechenov, a la que pertenece el Instituto de Trasplantes y Biotecnologías.

En los ensayos en los que tomaron parte 38 voluntarios, se comprobó que Sputnik V era segura. Todos desarrollaron inmunidad al COVID-19. El primer grupo de voluntarios abandonó el instituto el 15 de julio y el segundo el 20 de julio.

Tarásov precisó que la vacuna de Gamaleya genera una respuesta inmunológica del organismo humano similar a la que surge ante el coronavirus.Sputnik V se convirtió el 11 de agosto en la primera vacuna registrada en el mundo, lo que dejó la puerta abierta para iniciar la fase 3 del ensayo clínico con miles de voluntarios.

La inoculación, que se basa en el adenovirus humano tipo 26 y en el adenovirus humano recombinante del tipo 5, actualmente realiza las pruebas con más de 40.000 voluntarios en Rusia, Bielorrusia, Brasil, Emiratos Árabes Unidos, la India y Venezuela.

Según un análisis intermedio de los datos de la fase 3, la vacuna de Gamaleya muestra una eficacia de más del 95% contra COVID-19.

Tarásov precisó que cerca de un veintena de voluntarios se enfermaron antes de recibir la segunda dosis.

«Al parecer su organismo no terminó de generar una respuesta inmunológica completa», sostuvo.

El experto aclaró que la inmunidad se desarrolla a los 42 días de la primera inyección, por lo que la persona pudo contraer la enfermedad, por ejemplo, al segundo día de la vacunación cuando todavía no tenía efecto.

«Entre los que desarrollaron la inmunidad no se registró ningún caso de enfermedad grave», subrayó.

Hasta el momento, más de 50 países ya se han asegurado 1.200 millones de dosis de Sputnik V, según informes del Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF, por sus siglas en inglés), la entidad que financió el desarrollo de la vacuna.

EpiVacCorona

A su vez, el servicio de prensa de la oficina nacional de protección al consumidor, Rospotrebnadzor, aseguró que los voluntarios rusos mayores de 60 años que se vacunaron con EpiVacCorona se sienten bien.

«Los voluntarios se sienten bien, no tienen ninguna queja ni presentan ningún efecto secundario», destaca el comunicado.

El 29 de noviembre se informó que en el marco del período de ensayos clínicos ya fueron vacunados 50 voluntarios mayores de 60 años.

El informe de Rospotrebnadzor revela que este 30 de noviembre comenzará la vacunación con EpiVacCorona de los voluntarios mayores de 18 años.

Previamente el director general del Centro ruso de Virología y Biotecnología Vector, Rinat Maksiútov, anunció que en diciembre pueden comenzar los ensayos del fármaco con la participación de voluntarios de la edad comprendida entre los 14 y los 17 años.

El pasado 13 de octubre en Rusia fue registrada la segunda vacuna anti-COVID, EpiVacCorona, desarrollada por el Centro de Virología y Biotecnología Vector, con sede en Novosibirsk.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.